Mayores enseñan matemáticas a los pequeños

0 54

La Idea

Durante el mes de noviembre, varios alumnos de 4º ESO y de ambos cursos de bachillerato cambiaron su papel de alumnos por el de profesores. Solicité voluntarios para que explicaran a sus compañeros de dos cursos inferiores, algún contenido que fuera nuevo para ellos.

  • 4º ESO explicó los aumentos y disminuciones porcentuales a 2º ESO.
  • 1º de Bachillerato explicó la racionalización de denominadores a 3º ESO.
  • 2º de Bachillerato las ecuaciones exponenciales a 4º ESO.

La experiencia fue muy positiva y gratificante tanto para los nuevos profes como para sus alumnos. Tanto la preparación de la clase, supervisada por el profesor, como el desarrollo de la misma, les permitió no sólo reforzar los contenidos, sino también ver la enseñanza desde otro punto de vista. Además, para los alumnos que veían como los mayores tenían interiorizado dos años después los contenidos de su curso y sabían explicárselo con un lenguaje menos formal de lo que están acostumbrados, también fue enriquecedor. Tanto es así, que los que han hecho de alumnos, quieren repetir la experiencia como profesor y los que han hecho de profesor también repetirían. A nosotros los profesores nos sorprendió muy gratamente la atención con la que los pequeños recibían las clases de los mayores y la madurez y responsabilidad con las que los mayores ejercían su papel de profesores. Bravo por todos ellos.

Esther Camacho – Profesora de matemáticas

La experiencia

Un día Esther, profesora de matemáticas, nos propuso a los alumnos de 2º de bachillerato de ciencias dar una clase a 4º de E.S.O. Varios de nosotros encontramos la idea muy interesante y nos ofrecimos voluntarios. Así fue como quedaron formados tres grupos, cada uno se encargaría de una clase de 4º y les explicaríamos la materia que en ese momento estuviesen dando.

Para nosotros fue una experiencia muy interesante enfrentarnos a esta situación en la que nunca nos habíamos visto. Fue enriquecedor pero queríamos saber que les había parecido a los que recibieron nuestras clases.

Entrevistamos a Sabela Lamas, alumna de 4ºB.

– ¿Qué te ha parecido la experiencia?

– Ha sido muy interesante. Me ha parecido una buena práctica debido a que es una forma más llevadera y divertida de aprender. Además, nos permite relacionarnos con personas de otros cursos.

– ¿Qué diferencias ves con una clase normal?

– Al ser una forma distinta de dar clase, estuvimos más atentos y, como era novedoso, todos disfrutamos más de la clase a la vez que aprendíamos.

– ¿Te gustaría repetir esta actividad?

-Por supuesto que sí, opino que es una forma de romper con la rutina y por ello se te hace más amena la clase, en este caso de matemáticas.

Teniendo en cuenta que para ambas partes ha sido algo novedoso y satisfactorio, creemos que esta experiencia es digna de repetirse en un futuro.

Sandra Suárez Rodríguez y Laura Lamas San Martín – 2º de Bachillerato

.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

*